espirulina

A la espirulina se la considera el “alimento del futuro” debido a su asombrosa cantidad de nutrientes y aminoácidos esenciales, además de ser una de las pocas fuentes vegetales de vitamina B12

espirulina

La espirulina es un cianobacteria microscópica azul-verdosa que crece en aguas cálidas y alcalinas y tiene forma de hélice o espiral, de ahí su nombre. A pesar de que la espirulina es pariente lejano de las algas kelp, no es una planta de mar.

La espirulina proporciona una alta concentración de proteína completa de alta calidad que es más digerible que cualquier proteína animal, vitaminas, minerales como el calcio, magnesio, zinc, potasio, ácidos grasos Omega-3 incluyendo GLA, oligoelementos, ácidos nucleicos (ARN y ADN), clorofila y enzimas. Y lo más importante: se encuentran en una forma fácilmente asimilable por nuestro organismo.

Actualmente la espirulina ayuda a solventar desnutrición global y la escasez de alimentos ya que puede ser cultivada en climas cálidos y soleados, que es exactamente donde gran parte de la desnutrición actual existe, produciendo veinte veces más proteína que la soja cultivada en zonas de igual tamaño.

La espirulina fue declarada en la Conferencia Mundial de la Alimentación de las Naciones Unidas de 1974 como el mejor alimento para el futuro.

Su adaptación al calor asegura su valor nutricional cuando se somete a altas temperaturas durante su procesamiento y almacenamiento, lo que no ocurre con muchos alimentos vegetales que se deterioran rápidamente con el calor.

Pero la espirulina no es sólo eficaz en la lucha contra la malnutrición global de los países en vías de desarrollo, también lo es en los países desarrollados donde la mayor parte de los ciudadanos estamos malnutridos, con tasas de obesidad jamás conocidas en la historia de la humanidad. Sufrimos alarmantes deficiencias nutricionales, como falta de minerales como el magnesio, zinc y el calcio, o vitaminas del complejo B, o de ácidos grasos esenciales omega-3.

Por su asombrosa cantidad de nutrientes y aminoácidos esenciales la spirulina está indicada contra la obesidad, diabetes, hipoglucemia, artritis, depresión, niveles bajos de energía, trastornos hepáticos, úlceras intestinales, hemorroides, asma, hipertensión, estreñimiento, sangrado de encías, infecciones, mal aliento, enfermedades degenerativas, deficiencias nutricionales, ayuda a la digestión, anemia.

Alto contenido en triptófano de la espirulina

Gracias al rico contenido natural de la espirulina en triptófano, un aminoácido que apoya la producción de serotonina, juega un papel importante en la salud mental y en el tratamiento de trastornos del estado de ánimo. Las personas con problemas mentales, como pueden ser la depresión o la ansiedad, pueden tener niveles reducidos de serotonina. 

Complementar la dieta con alimentos ricos en triptófano como la espirulina ayuda a revertir muchos de los síntomas de la edad, incluidos la irritabilidad, los trastornos del estado de ánimo, la ansiedad y el estrés.

La espirulina es rica en ácido gamma linolénico y omega 3

La espirulina contiene ácido gamma linolénico (GLA) y Omega 3 de manera natural, grasas reconocidas por sus propiedades anti-inflamatorias. La espirulina es uno de los pocos alimentos con un contenido de GLA natural.

Los beneficios de los ácidos omega 3 son ampliamente conocidos: ayudan a  combatir la depresión y la ansiedad, mejoran la salud ocular, ayudan a reducir el riesgo de enfermedades del corazón, demencia y artritis. 

¿Cuánto tardan en hacer efectos tras su consumo regular? Los niveles de omega 3 se acumulan rápidamente en el cuerpo pero puede llevar de 6 semanas a medio año ver un cambio significativo en el estado de ánimo, el dolor u otros síntomas.

La espirulina mejora la fuerza muscular, la resistencia y la actividad física

Las propiedades antioxidantes de la espirulina ayuda a los atletas y a las personas que realizan actividad física a mejorar la fuerza muscular y la resistencia.

La espirulina al ser rica en aminoácidos, minerales, vitamina C y vitamina E tiene propiedades antioxidantes y se ha demostrado que protege contra el daño oxidativo del ejercicio y aumenta el rendimiento del ejercicio y la oxidación de las grasas.

La espirulina ayuda a eliminar toxinas y metales pesados

Una de las principales fuentes de metales pesados en nuestros cuerpos son las amalgamas dentales formadas por 55% de mercurio. Otras fuentes de toxinas y metales pesados son algunos alimentos que comemos, gases de escape, partículas en el aire, y los residuos químicos y de drogas que puede haber en el suministro de agua, productos de limpieza, etc.

La espirulina es capaz de unirse en nuestro cuerpo a toxinas y metales pesados como el plomo o el mercurio y ayudar a eliminarlos. Al ser rico en clorofila ayuda a eliminar las toxinas de la sangre y estimular el sistema inmunológico.

La espirulina también favorece la reducción de la hinchazón intestinal y los gases causados por una acumulación de toxinas, ayudando a tratar dolencias relacionadas como el estreñimiento, la diarrea y la halitosis.

Una de las mejores máneras de consumir espirulina es añadiéndola a tu smoothie favorito

Precauciones consumo frecuente del alga espirulina

Las personas que estén tomando medicamentos anticoagulantes deben consultar con un médico antes de comenzar el consumo de espirulina. 

Si estás embarazada, amamantando o tienes alguna afección médica, consulta siempre  primero con tu médico, ya que a menudo no se recomienda para mujeres embarazadas o en lactancia.

Personas con insuficiencia renal o problemas de riñones deben consultar también con su médico pues estos pacientes dependiendo del estado de enfermedad en el que se encuentren deben reducir la cantidad de proteínas de su dieta para aliviar estados elevados de toxinas y proteger la función renal, y la espirulina es muy rica en proteínas y aminoácidos.

Si padeces hipotiroidismo o hipertiroidismo también deberías consultar con tu médico.

Cómo elegir la mejor espirulina con máximas propiedades

Para asegurarte de que la espirulina que consumes sea lo más limpia, pura y con todas las propiedades procura adquirir el suplemento de compañías que sean orgánicas, no transgénicas y sin gluten, lo que limitará mucho la contaminación cruzada.

La espirulina hawaina es la más popular y normalmente ofrece las mejores garantías. Lo que no significa que espirulina de otros países o ubicaciones no tengan igual o mejor calidad.

Revisa de dónde proviene y si se han realizado pruebas para verificar que la espirulina esté limpia de impurezas. Normalmente la compañía promociona esta información en el bote o envase.