echinacea

La equinacea es una de las hierbas medicinales más populares en el mundo usadas contra el resfriado común y la gripe. También es conocida por estimular el sistema inmunológico y ayudar al cuerpo a combatir infecciones.

Flor de la echinacea
La echinacea es reconocida por estimular el sistema inmunológico y ayudar a evitar el resfriado y la gripe

La equinácea es una hierba perenne originaria de la región centro-oeste de América del Norte. Los nativos americanos la utilizaban para tratar las infecciones y las heridas como cura-todo. A lo largo de la historia la gente ha utilizado la equinácea para el tratamiento de la escarlatina, la sífilis, la malaria y la difteria por ejemplo.

Fue muy popular durante los siglos XVII y XIX en Estados Unidos y más actualmente en Alemania durante el siglo XX, de donde proviene la mayor parte de la investigación científica.

Hoy en día millones de personas utilizan la equinacea para el resfriado, infecciones, dolores de garganta, tos y fiebre y en general para impulsar el sistema inmunológico y aumentar las defensas del organismo, reduciendo los síntomas de la mayoría de procesos víricos y gripales. Con menos frecuencia, la equinácea se ha usado para problemas con heridas y de la piel, como el acné o forúnculos.

Millones de personas utilizan la echinacea para luchar contra el resfriado, infecciones virales, la fiebre, y aumentar las defensas.
Ayuda a curar la gripe con mayor rapidez

La equinácea está disponible en extractos, tinturas, tabletas, cápsulas y ungüentos. También está disponible en combinación con otras hierbas, vitaminas y minerales.

Varios laboratorios y estudios en animales han demostrado que la equinácea contiene sustancias activas que activan el sistema inmunológico, aliviando el dolor y reduciendo la inflamación. Estas incluyen polisacáridos, glicoproteínas, aceites volátiles y flavonoides.

Sin embargo recientemente la eficacia de la equinacea ha sido objeto de debate. Algunos estudios sugieren que la equinácea no tiene ningún impacto más que el efecto placebo.

La echinacea es estimulante del sistema inmunológico

A diferencia de una vacuna que se activa sólo contra una enfermedad específica, la echinacea estimula la actividad general de las células responsables de la lucha contra todo tipo de infección.

La planta echinacea es la más conocida y estudiada de las hierbas medicinales para estimular el sistema inmunológico.

Estudios de laboratorio han demostrado que la echinacea tiene numerosos efectos sobre las células del sistema inmunológico al estimular la producción de células T y interferón (proteína que estimula el sistema inmunológico). También estimula la internalización de los cuerpos extraños por las células inmunes para retirarlos de la circulación y aumenta la capacidad de las células inmunitarias para ir al sitio de la infección.

Hoy en día millones de personas utilizan la equinacea para el resfriado, infecciones, y en general para impulsar el sistema inmunológico y aumentar las defensas del organismo.

Con menos frecuencia, la echinacea se ha usado para problemas con heridas y de la piel, como el acné o forúnculos.

Beneficios para la salud de la echinacea

La echinacea es sobre todo reconocida por estimular el sistema inmunológico, ayudar a evitar el resfriado común, y como remedio eficaz contra la gripe. A diferencia de los antibióticos que están diseñados para matar todas las bacterias, la equinacea ayuda a nuestro propio sistema inmune preparándonos para lucha contra las bacterias y virus, disminuyendo los síntomas y el tiempo de recuperación en la convalecencia.

Tres son los componentes principales activos de la echinacea que potencian nuestro sistema inmune: antioxidantes, alcamidas, y polisacáridos.

Investigaciones publicadas por la revista científica The Lancet, indican que el remedio de hierbas hecho a base de echinacea disminuye las posibilidades de contraer influenza en 85%. Los investigadores también aseguran que la planta ayuda a curar la gripe con mayor rapidez, ya que los síntomas desaparecen aproximadamente 36 horas antes de lo que es normal que duren.

Aunque la equinácea se utiliza generalmente internamente para el tratamiento de virus y bacterias, cada vez se está utilizando más para el tratamiento de infecciones y heridas externas.

Botes de echinacea
La echinacea es eficaz también en tintura

La echinacea es eficaz contra la gripe

Un estudio de la Universidad de Giessen, en Alemania, revela que la equinácea inhibe el virus de la gripe A: “Aunque la actividad antiviral y antibacteriana de la equinácea es muy conocida, es la primera vez que se demuestra una eficacia directa sobre el virus de la gripe A“, comentó Bernat Vanaclocha, vicepresidente de la Sociedad Española de Fitoterapia, (SEFIT).

Otros usos de la echinacea son el alivio en afecciones de la piel como el eczema y la psoriasis. Ayuda en la mejora de bronquitis, candidiasis, herpes, entre otras infecciones.

Posibles contraindicaciones y efectos secundarios de la echinacea

Cuando se toma por vía oral, la equinácea generalmente no causa efectos secundarios. Sin embargo, algunas personas experimentan reacciones alérgicas, incluyendo erupciones cutáneas, aumento del asma y anafilaxia (reacción alérgica potencialmente mortal).

Con todos los beneficios de la equinácea como un refuerzo natural del sistema inmunológico, es fácil pasar por alto algunos de sus efectos secundarios potencialmente peligrosos.

Para evitar el riesgo de desarrollar efectos secundarios y complicaciones es aconsejable el uso de la equinácea por un máximo de seis a ocho semanas.

Las personas alérgicas a las plantas relacionadas con la familia de las margaritas (ambrosía, crisantemos, caléndulas, y las margaritas) son más propensas a experimentar reacciones alérgicas a la equinácea, al igual que las que tienen asma o atopía (tendencia genética a las reacciones alérgicas).

Náuseas y problemas estomacales son algunos de los efectos secundarios más comunes al tomar echinácea. Si sientes mareos consulta a tu médico antes de tomarla de nuevo.

Otro efecto secundario potencial de la equinácea es su interacción con otros fármacos. De acuerdo con la Centro Médico de la Universidad de Maryland se debe evitar su consumo si está tomando inmunosupresores.

Cómo tomar la echinacea de la manera más efectiva

La equinacea está disponible comercialmente en forma de cápsulas, jugo, extracto de té, y tintura. Algunos estudios indican que puede tomarse por vía oral tres veces al día durante un máximo de siete días en una dosis de 500 mg a 1.000 mg (miligramos).

Tres especies de la planta echinacea se utilizan como remedio herbal: Echinacea purpurea, Echinacea angustifolia y Echinacea pallida. La echinacea purpurea es la especie más frecuentemente utilizada para la investigación y el tratamiento de enfermedades y dolencias.

Aunque puedes comprar cualquier parte de estas plantas, hay 2 tipos principales de productos en el mercado. Los que provienen del jugo fresco estabilizado de partes aéreas de la planta y los que son un extracto de la raíz.